,

Kanji: qué son y cómo surgieron en Japón

Los kanji (漢字) son los sinogramas empleados en la escritura japonesa. Constituyen uno de los tres sistemas empleados en la escritura japonesa, junto con los silabarios hiragana y katakana. Por lo general, en un texto podemos encontrar los tres sistemas combinados, sobre todo teniendo en cuenta que los hiragana se usan para derivar y conjugar, pero tampoco es extraño encontrar párrafos escritos únicamente en hiragana y katakana.

kanji-japonesHasta el siglo IV el japonés era un idioma que carecía de escritura, es decir, que únicamente era hablado. Cuando Japón y China comenzaron a establecer contacto, uno de los principales conocimientos que intercambiaron fue la escritura. Por esa razón, aunque el japonés y el chino son idiomas que surgieron y evolucionaron aparte, su escritura es muy similar.

Desde entonces se han realizado muchas modificaciones y, aunque a nuestros ojos parezcan similares o incluso idénticos, hoy en día el japonés y el chino no tienen nada que ver. Algunos kanjis se han conservado y tienen el mismo significado que en chino, como por ejemplo que significa montaña en ambos idiomas, pero se pronuncia completamente diferente (shan en chino, san o yama en japonés). Sin embargo, otros se han modificado completamente. Hay hanzi (caracteres chinos) que no existen como kanji y viceversa.

kanji-japones-hiragana

Para los occidentales este sistema de escritura nos parece una locura y excesivamente complejo. En cierto sentido lo es, ya que conocer su pronunciación depende únicamente de la capacidad de memorización de un individuo, pero en otro sentido resulta muy sencillo e intuitivo. Por ejemplo, a la hora de escribir palabras compuestas como ‘hipertensión’, en japonés escribiríamos 高血圧 (alta + sangre + tensión). Por lo tanto, hay muchas ocasiones en las que aunque no se conozca la pronunciación exacta de un kanji (sobre todo en japonés, en el que los sinogramas pueden tener varias lecturas) podemos entender a qué se refiere si conocemos su significado.

kanji-japones

Cuántos kanji existen y cuántos conoce un japonés medio

Conocer el número exacto de kanji que existen es prácticamente imposible, pero se estima que se tratan de alrededor de 80.000 kanji. Obviamente, nadie es capaz de memorizar 80.000 caracteres y sus diferentes pronunciaciones, por lo que se ha establecido una lista de 2.136 kanji de uso común, los Jōyō Kanji (常用漢字), que son los que se suelen utilizar en la prensa y la literatura. Si se emplea un kanji fuera de esta lista, normalmente se incluye su lectura adecuada escrita en hiragana o katakana al lado. Esta pequeña ayuda se denomina furigana. Aunque los Jōyō Kanji son 2.136, el japonés medio conoce alrededor de 3.000.

Parece imposible aprender a leer tantos símbolos diferentes, pero Japón es uno de los países con el menor índice de analfabetismo del mundo. Esto se debe a que en Japón se da mucha importancia a la escritura y se comienza a estudiar muy temprano. Una vez los niños han aprendido a leer los silabarios hiragana y katakana se le introduce a los kanji. Al terminar la educación primaria, un niño japonés conoce y sabe interpretar unos 1.000 kanji.

kanji-japones

Cómo se leen los kanji

Los kanji, generalmente, representan conceptos. Esto los diferencia de los hanzi, que pueden representar tanto conceptos como fonemas. Un buen ejemplo para exponer esta diferencia es la palabra ‘gracias’. Como no se trata de un concepto o una idea, en japonés se escribe con hiragana (ありがとう, arigatō), pero en chino se emplean hanzi (谢谢, xièxiè). Esta cualidad exclusiva del japonés facilita mucho su lectura, ya que, como ya hemos explicado antes, no es necesario conocer la pronunciación exacta de un kanji para entenderlo.

El hecho de que los caracteres chinos, que ya tenían una pronunciación establecida, se empleasen para un idioma completamente diferente dio lugar a una bifurcación en cuanto a la lectura de los kanji. Existen dos maneras diferentes de leer un kanji: la on’yomi (音読み), la lectura original china; y la kun’yomi (訓読み), la lectura adaptada al idioma japonés.

La lectura adecuada de un kanji depende de muchas cosas, como la posición y el contexto, pero sobre todo de dos reglas (que tienen muchas excepciones). Estas reglas establecen que la lectura kun’yomi (japonesa) se deberá emplear cuando un kanji está sólo o va seguido de hiragana (que se emplea, entre otros, para conjugar verbos) y la lectura on’yomi (china) se deberá emplear cuando se junten varios kanji. Un buen ejemplo es el verbo ‘ver’ (見る, miru). Aquí, el kanji va seguido de hiragana, por lo que se lee con su lectura japonesa, ‘mi’. Sin embargo, el mismo kanji en la palabra ‘opinión’ o ‘punto de vista’ (意見, iken) se lee con su lectura china ‘ken’, ya que va acompañado de otro kanji.

Esto no quiere decir que los kanji tengan únicamente dos lecturas, ni mucho menos. Algunos tienen una única lectura y otros tienen tres o más.

kanji-japones

Cómo se escriben los kanji

En cuanto a la escritura, al igual que los hiragana y los katakana, cada kanji tiene una escritura específica. A la hora de escribir un kanji es necesario tener en cuenta el orden y la dirección de los trazos.

Parece excesivamente complejo (y lo es), pero hay que tener en cuenta que algunos kanji poseen unos 18 trazos. Establecer un orden a la hora de escribirlos hace que la escritura se más precisa y veloz. Por supuesto hay excepciones, pero gracias a Dios existen algunas reglas. Por ejemplo: de arriba a abajo, de izquierda a derecha, horizontal antes de vertical, etc. Una vez interiorizas estas reglas, la escritura de los kanji se vuelve automática.

Por desgracia (o por suerte para los estudiantes japoneses), la ‘tecnologización’ ha supuesto que la escritura correcta de los kanji se haya empezado a perder ya que cada vez se escribe menos a mano.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *