Entradas

Conferencia “Japonismo erótico”, el arte de la representación del sexo

conferencia-japonismo-eroticoEl pasado martes 31 de enero asistimos en Casa Asia a la conferencia “Japonismo erótico” impartida por Ricard Bru, profesor de Historia del Arte en la Universidad Autónoma de Barcelona y experto en cultura japonesa.

El japonismo fue un movimiento artístico que tuvo un gran impacto en Europa durante la segunda mitad del siglo XIX y el inicio del siglo XX. De hecho el arte japonés influyó decisivamente en la obra de maestros como Van Gogh, Degas, Rodin, Picasso, Toulouse-Lautrec, Klimt, Ingres o Beardsley.

shunga-japonismo-erotico

Entre la obra japonesa que se introducía en Europa durante aquellos años llegaban obras de tema erótico que databan del período Edo (603-1868), y que aparecían en pinturas, libros y en estampas llamadas “shunga”. Entre los principales artistas de esa época destacaban nombres como Suzuki Harunobu, Katsushika Hokusai y Kitagawa Utamaro, que ejercieron una poderosa influencia en los grandes pintores europeos de la época.

japonismo-erotico-madrid

Durante la conferencia, el profesor Ricard Bru proyectó numerosas imágenes que demostraban esa influencia a través de comparativas entre diversas obras europeas y el arte erótico japonés. La famosa obra “El origen del mundo” de Gustave Courbet o “Estudio de vagina” de Mariano Fortuny son dos ejemplos que prueban esta teoría. Su parecido con pinturas de autores japoneses es mas que evidente.

La palabra japonesa “shunga” proviene del chino y significa “imágenes de primavera”, resultando “la primavera” una metáfora muy extendida para representar el acto sexual. Las escenas reflejadas en los “shunga” describían relaciones sexuales protagonizadas por miembros de todos los estamentos sociales de Japón: nobles, comerciantes, samuráis, monjes budistas e incluso seres mitológicos.

hayashi-tademasa-japonismo

Las obras eróticas japonesas fueron muy codiciadas tanto por los nobles japoneses como por la aristocracia europea y norteamericana y llegaban a Europa gracias a la gestión de marchantes japoneses como Hayashi Tadamasa, que era considerado poco menos que un traidor por las autoridades niponas. Sólo entre 1890 y 1901 Tadamasa vendió más de 150.000 estampas y casi 10.000 libros ilustrados entre los nobles y los intelectuales europeos.

shunga-erotismo-pintura-japonesa

El mismísimo Pablo Picasso se refirió en estos términos a los shunga: “Hay un tipo de grabados antiguos japoneses hechos con tinta negra y pintados a mano sólo con color rojo. ¡Me encantan! Tengo muchos y son eróticos. ¡Son magníficos! Los ukiyo-e de épocas posteriores no me gustan tanto, pero que fantásticas son las obras de la época primitiva!”.

La conferencia estuvo organizada por Fundación Japón y contó con la presencia de su director Shoji Yoshida.

degas-pimtura-japonesa

Ricard Bru es profesor de Historia del Arte en la Universidad Autónoma de Barcelona, Doctor en Historia del Arte por la Universidad de Barcelona. Master de Estudios Asiáticos. Postgrado de lengua, cultura y negocios japoneses (Senshû University, Tokio). Ha sido profesor del Departamento de Historia del Arte de la Universidad de Barcelona (UB) y desde el 2015 es profesor del Departamento de Arte y Musicología de la UAB. Algunas de sus obras más destacadas son los libros Els orígens del Japonisme a Barcelona (2011) y Erotic Japonisme. The influence of Japanese Sexuality on Western Artists (2013). Es miembro del consejo editorial de la revista Journal of Japonisme (Brill, Leiden) y miembro de la Society for the Study of Japonisme (Tokio).

erotismo-japones-pintura-shung

El maki-e en el lacado urushi, un arte japonés milenario

El pasado 29 de noviembre asistimos a la conferencia de Kazumi Murose, maestro del maki-e y reconocido en Japón con el título de Tesoro Nacional Viviente. La conferencia, que estuvo organizada por Fundación Japón con la colaboración de Toshiba International Foundation, se celebró en el Museo Cerralbo de Madrid.

urushi-kazumi-murose

El maestro Karuzi Murose mostró numerosos ejemplos de objetos realizados con la técnica del maki-e a lo largo de los últimos doce siglos

El maki-e (莳 絵) es una sofisticada técnica de lacado que se lleva utilizando en Japón desde hace miles de años. Esta técnica utiliza la laca japonesa como base, espolvoreando oro o plata como elemento decorativo.

Los orígenes de la técnica del maki-e se remontan al periodo Heian (794 a 1185), aunque se han encontrado objetos lacados que datan de hace más de 9.000 años en yacimientos arqueológicos situados en Kakinoshima, en la isla de Hokkaido.

La conferencia de Kazumi Murose empezó con una breve presentación realizada por Shoji Yoshida, director de Fundación Japón, que recalcó la importancia de Karuzi Murose dentro del panorama cultural japonés contemporáneo.

maki-e-maria-antonieta

La fabulosa colección de María Antonieta de Austria reunía decenas de obras realizadas en Japón con la técnica del maki-e

En la primera parte de su exposición Karuzi Murose se centró en explicar qué es el urushi, un componente esencial del maki-e. El urushi es la resina de un árbol cuyo nombre científico es Toxicodendron vernicifluum y que crece en los bosques de China, Corea y Japón. Estos árboles son sangrados entre los meses de junio y noviembre con el objetivo de extraer su tan preciada resina, imprescindible para el maki-e. El sangrado, que tiene lugar cuando el árbol alcanza su madurez después de quince años, se realiza arañando al árbol con una pala. En pocas horas la resina, que no ocupa más de un vaso mediano, se solidifica y el árbol muere.

kazumi-murose-maki-e

La obra de Kazumi Murose ha sido reconocida con numerosos premios como el Japan Art Crafts Association Award (1985) y el Japanese Cultural Art Development Award (2007)

En la segunda parte de la conferencia el maestro Karuzi Murose enumeró diversos ejemplos de objetos realizados con la técnica del maki-e a lo largo de los últimos doce siglos. Entres esos ejemplos destacan una katana del siglo VIII, el interior del templo Kodai-ji de Kyoto, la fabulosa colección de María Antonieta de Austria o las obras encargadas por los misioneros portugueses y españoles durante los siglos XVI y XVII. Karuzi Murose aseguró que muchas obras encargadas por miembros de la Iglesia Católica regresaron a España y ahora se encuentran en nuestro país.

maki-e-misioneros-portugueses-españoles

Los misioneros portugueses y españoles encargaron numerosas obras de maki-e durante los siglos XVI y XVII

En la tercera parte el maestro Karuzi Murose detalló el proceso de producción de la técnica del maki-e, enumerando las distintas fases que son necesarias para completar todo el proceso creativo. El maki-e es la más delicada y compleja de todas las técnicas de lacado y consiste básicamente en la aplicación de un dibujo realizado con polvo de oro o plata sobre una base dibujada previamente sobre el urushi.

maki-e-proceso-produccion

El maki-e es la más delicada y compleja de todas las técnicas de lacado japonés y consiste básicamente en la aplicación de un dibujo realizado con polvo de oro o plata sobre una base dibujada previamente sobre el urushi

En la cuarta y última parte de su conferencia, Karuzi Murose demostró una cualidad del urushi no tan conocida por el gran público, su enorme resistencia. Para demostrarlo, Karuzi Murose citó a Yuichiro Miura, un anciano japonés que a la edad de 80 años coronó el Everest, convirtiéndose en el hombre de mayor edad que ha alcanzado la cumbre más alta del planeta. Yuichiro Miura le encargó al maestro Murose que le fabricase un cuenco que pudiese resistir temperaturas extremas y que pudiese mantener caliente la comida durante el mayor tiempo posible. El urushi demostró ser un aliado ideal para una aventura tan arriesgada.

yuichiro-miura-maki-e

Yuichiro Miura le encargó al maestro Murose que le fabricase un cuenco que pudiese resistir temperaturas extremas y que pudiese mantener caliente la comida durante el mayor tiempo posible

Kazumi Murose nació en Tokyo en 1950 y es hijo de Shunji Murose, un reputado maestro de urushi, que le inculcó su amor por la artesanía y el maki-e. Estudió en el Departamento de Bellas Artes y Artesanías de la Universidad de Artes de Tokio y gracias a la fama de su padre, conoció a grandes maestros artesanos como Matsuda Gonroku y Taguchi Yoshikuni.

La obra de Kazumi Murose ha sido reconocida con numerosos premios como el Japan Art Crafts Association Award (1985) y el Japanese Cultural Art Development Award (2007). En 1991 Kazumi Murose fundó el Mejiro Institute of Urushi Conservation con el objetivo de preservar y difundir el arte del urushi por todo el mundo.

maki-e-proceso-lacado

El maki-e es la más delicada y compleja de todas las técnicas de lacado

Diálogo con Banana Yoshimoto en La Casa del Lector

Esta tarde hemos asistido a un encuentro con Banana Yoshimoto organizado por la Fundación Japón y la Casa del Lector del Matadero de Madrid. Banana Yoshimoto es, junto a Haruki Murakami, una de las escritoras japonesas con mayor proyección internacional. Nació en Tokyo en 1964 y estudió literatura en la Universidad de Nihon. Con motivo de la celebración del XXII Salón del Manga, Banana Yoshimoto aprovechó su estancia en Barcelona para acercarse a Madrid y participar en un interesante diálogo con Toshihiko Fukuda, su agente en España, amigo personal de la escritora y CEO de la web www.esjapon.com. Banana Yoshimoto, cuyo verdadero nombre es Mahoko Yoshimoto. es autora de una dilatada y exquisita obra compuesta por más de cincuenta ensayos, novelas y relatos, entre los que destacan Kitchen, N.P, Amrita, Sueño profundo, Recuerdos de un callejón sin salida o Un viaje llamado vida.

Firma de Banana Yoshimoto en nuestro ejemplar de N.P

Firma de Banana Yoshimoto en nuestro ejemplar de N.P

El diálogo comenzó con la lectura por parte de Yoshimoto de un fragmento de su libro “Recuerdos de un callejón sin salida”. Mientras la escritora leía en japonés, la gran pantalla del Auditorio del Matadero mostraba el texto en castellano.

Su pseudónimo “Banana” viene de su amor por la naturaleza y, en concreto, por las flores del banano. El fragmento que Banana Yoshimoto eligió para su lectura inicial trataba, según la propia autora, sobre el maltrato infantil y sobre el envenenamiento, dos fenómenos de triste actualidad en el país nipón.

banana-yoshimoto-recuerdos-callejon-sin-salida

Banana Yoshimoto leyendo un fragmento de Recuerdos de un callejón sin salida

Según nos contó el moderador Toshihiko Fukuda, Banana Yoshimoto pertenece a una familia de intelectuales, su padre es Takaaki Yoshimoto, un reconocido filósofo, su madre es poetisa y su hermana mayor, Haruno Yoiko, es una reputada mangaka.

Banana Yoshimoto nos confesó que su primera obra la escribió cuando tenía cinco años y que le llevó cuatro años terminarla. A esa edad ya sabía que su vida iba a girar en torno a las palabras.

Banana Yoshimoto firmando libros

Banana Yoshimoto firmando libros

En sus novelas, Yoshimoto suele utilizar dos temas recurrentes: los personajes principales suelen ser mujeres y la muerte suele estar siempre presente. También nos comentó que le gusta mucho el cine, especialmente el genero de terror y que le gustan algunos directores españoles, como Alejandro Amenábar, Juan Antonio Bayona e isabel Coixet.

En la fase final del evento, Banana Yoshimoto respondió a varias preguntas formuladas tanto por internautas que las enviaron a la web de la Fundación Japón como de varios asistentes al encuentro.

banana-yoshimoto-casa-del-lectorbanana-yoshimoto-dialogo-madrid